Inicio F1 Mercedes despierta en Barcelona

Mercedes despierta en Barcelona

1.101 vistas

La intensa lluvia que ha caído en Cataluña ha sido la gran protagonista en el último día de los entrenamientos de Fórmula Uno en Montmeló, ya que ha impedido rodar con normalidad a los pocos pilotos que quedaban en el paddock en esta última jornada, entre ellos el español Fernando Alonso.

 

 

Autor: Agencia EFE

La intensa lluvia que ha caído en Cataluña ha sido la gran protagonista en el último día de los entrenamientos de Fórmula Uno en Montmeló, ya que ha impedido rodar con normalidad a los pocos pilotos que quedaban en el paddock en esta última jornada, entre ellos el español Fernando Alonso.

El temporal ha dejado a los dos pilotos con los mejores registros de la pretemporada en Montmeló, Michael Schumacher (Mercedes) y Alonso (Ferrari), sin ninguna vuelta cronometrada hoy, y tan sólo han podido dar cinco giros al circuito, que se ha quedado casi desértico de público. 

Nico Rosberg (Mercedes), Pastor Maldonado (Williams) y Lewis Hamilton (McLaren) se han prodigado algo más, sobre todo al final de la sesión, y ha sido el germano el que ha establecido la mejor marca (1:43.814), por delante del venezolano y del británico. 

Sin embargo, el fuerte temporal ha evitado que, a falta de 15 días del inicio del Mundial en Australia, las escuderías pudieran probar con normalidad los compuestos de neumáticos de lluvia extrema. Una ocasión perdida por la adversa climatología. 

En la sesión matinal, tan sólo Lewis Hamilton ha firmado una vuelta cronometrada (1:52.919), mientras que el resto de pilotos han dado pocos giros al empapado asfalto del circuito.

Hamilton ha encadenado vueltas cada vez más rápidas, a medida que su McLaren se adaptaba a la pista. El equipo británico no ha querido perder la oportunidad de rodar sobre mojado.

Por la tarde, ya con Schumacher y Alonso fuera de la pista, Maldonado y Rosberg se han sumado al inglés y han conseguido registrar tiempos, aunque obviamente mucho más lentos que los de las jornadas anteriores por culpa de la lluvia.

En el tramo final, con el asfalto más practicable y el cielo más claro, los tres pilotos en liza han ido rebajando tiempos, siendo Rosberg el que se ha llevado el gato al agua.

Sin embargo, nadie ha podido superar el mejor tiempo logrado ayer por el “Kaiser” Schumacher, que en una segunda juventud consiguió colocar a su Mercedes GP con un brillante tiempo de 1:21.268, un registro que le sitúa como una de las sorpresas de la pretemporada.

Se cierran así los últimos entrenamientos oficiales antes del inicio del campeonato, el próximo 27 de marzo en Australia, donde la bandera a cuadros ondeará por primera vez en 2011.