Inicio MOTO GP Vuelta larga: explicamos la nueva sanción de MotoGP

Vuelta larga: explicamos la nueva sanción de MotoGP

555 vistas

La Long Lap Penalty se introducirá como sanción en MotoGP desde la primera carrera de 2019, según ha confirmado la categoría. Los pilotos que reciban este castigo tendrán que completar una vuelta por un carril más lento con respecto al habitual. Se trata de una alternativa a las penalizaciones de cambio de posición.

La Comisión Grand Prix, compuesta por el presidente de Dorna, Carmelo Ezpeleta; Paul Duparc, de la FIM); Hervé Poncharal, de la IRTA, y Takanao Tsubouchi, de la MSMA, han decidido introducir la Long Lap Penalty inmediatamente en una videoconferencia celebrada este viernes, 1 de marzo.

MotoGP intentó buscar una solución a la polémica que existía por los castigos con cambio de posición, que no siempre eran justos, ni fáciles de controlar en el caso de que el piloto cometiera infracciones múltiples.

Así, en cada circuito, comenzando por Catar, se definirá y marcará una trazada en un punto seguro alrededor de la pista, como se ve en la imagen principal de esta noticia, que generalmente será un área de escapatoria de asfalto en el tramo exterior de una curva. Por esta trazada más lenta deberá ir el piloto sancionado. Eso supondrá para el miembro de la parrilla una pérdida de tiempo.

Debe cumplir con este castigo en las siguientes tres vueltas a cuando se le notifique. En el caso de que el piloto no pueda completar la Long Lap Penalty, si por ejemplo se muestra la bandera roja, se le sancionará con una pérdida de tiempo.

Inicialmente se pensó en esta sanción para castigar el hecho de que no se respeten los límites de la pista, aunque los comisarios la podrán usar para cualquier otra infracción. Con esto la penalización de cambio de posición no desaparece, la Long Lap Penalty se introduce simplemente como alternativa a la que pueden recurrir los aparatos sancionadores.